20 de septiembre de 2016

Alí Primera se hubiese muerto viendo un país sin alimentos ni medicinas regalando gasolina.

En Venezuela desde hace mas de 100 años todos los pescados y todas las cañas de pescar han venido envueltas en papel Clap de distinta calidad. Ya es hora que las resultas petroleras le sean entregadas directamente a los ciudadanos para que sean estos que decidan que pescado y que cañas de pescar comprar.
En Aporrea y El Universal, el mismo día: Guillo Ruperto!